Cada vez más personas optan por convertir los inmuebles que no usan en negocios turísticos o , directamente, comprarlos para esa finalidad. Ya sea como ingreso extra o como una forma de ganarse la vida, lo cierto es que al ponerlo en alquiler, y con tanta oferta, te juegas tu éxito no solo a las opiniones de los turistas, sino a que entre por los ojos de los que están buscando un alojamiento de este tipo. ¿Quieres asegurarte de sacarle el máximo rendimiento? Apuesta por estas 10 claves de decoración para pisos turísticos y vende comodidad y estilo con grandes beneficios.

¿Qué se entiende por piso turístico?

Son aquellas viviendas equipadas en condiciones de uso inmediato, ubicadas en inmuebles donde se vaya a ofrecer mediante precio el servicio de alojamiento, de forma habitual y con fines turísticos.

¿Qué debe haber en un apartamento turístico?

Normalmente son estancias cortas, por lo que los turistas no necesitan muchos muebles o adornos o una gran cocina.

Lo que sí hay que tener, sí o sí, es un mobiliario mínimo y baño completo, equipamiento para cocinar, ropa de cama y toallas, aire acondicionado y calefacción, conexión a internet y una buena limpieza y mantenimiento.

Pero si quieres sobresalir frente a la competencia, hace falta algo más. Y, aquí, te contamos cómo decorar tu apartamento turístico para que triunfes entre tus huéspedes.

10 claves de decoración para pisos turísticos

  1. Elige un estilo para todos los públicos: te recomendamos ir a lo seguro y optar por una decoración moderna e informal. Además, si tu piso es costero, puedes darle un toque navy o ibicenco y si está en el campo, opta por el rustic chic en lugar del rústico de toda la vida.
  2. Colores neutros y relajantes: una apuesta segura cuando se trata de decoración de pisos turísticos. Los tonos suaves como el blanco, beige, gris y azul claro crean una sensación de amplitud y calma. Además, los neutros proporcionan una base versátil que puedes complementar con puntos de color en cojines, cortinas u obras de arte.
  3. Mobiliario funcional: en un piso turístico, el mobiliario debe ser tanto estético como funcional. Opta por piezas que maximicen el espacio disponible y que ofrezcan almacenamiento adicional cuando sea posible. Por ejemplo, sofás con espacio de almacenamiento debajo, mesas auxiliares con cajones, o camas con espacio para guardar maletas debajo.
  4. Pero sin llenarlo de muebles: un alojamiento vacacional no necesitas llenarlo de estanterías, amplios sofás en L o dejar un cuarto sólo para el trabajo: un par de baldas decorativas, un sofá acompañado de un puf o pequeño sillón de apoyo y un escritorio incorporado al salón para consultar internet harán que el piso resulte mucho más agradable y espacioso.
  5. Pon un sofá cama en el salón: ya que te permitirá alojar a más personas y ganar visibilidad en los portales de alquiler vacacional, ya que entrarás en un mayor rango de búsquedas.
  6. No coloques demasiados adornos: pocos, sencillos y bien escogidos. Es la clave para ampliar la sensación de espacio, facilitar la limpieza posterior y el tiempo dedicado a ella. Además, tienes menos riesgo de que alguno se rompa o estropee y haya situaciones incómodas con los huéspedes.
  7. Pero añade toques locales y personalizados: que puedan ayudar a los turistas a sentirse inmersos en la experiencia local y a conectar con el destino de una manera más profunda.
  8. Potencia las vistas: si tu piso tiene vistas al mar o está en el centro de la ciudad frente a edificios antiguos, jardines o bonitas plazas, ya tienes mucho ganado. Aprovecha este punto fuerte y sácale partido colocando grandes ventanales o ventanas de una sola hoja para que el conjunto parezca un cuadro.
  9. Iluminación estratégica: la iluminación adecuada puede transformar por completo la atmósfera de un piso turístico. Combina diferentes fuentes de luz, como lámparas de pie o de mesa y luces empotradas, para crear un ambiente acogedor y funcional. Además, asegúrate de que haya suficiente luz en zonas clave como la sala de estar, el dormitorio o la cocina. Otra opción es que incorpores luces regulables para adaptarte a las preferencias de los huéspedes.

Y, como extra, no te olvides de añadir algún detallito. Unas velitas para una noche romántica, un juego de accesorios de baño, cafeteras de cápsulas o una guía local con recomendaciones de restaurantes y actividades. Pequeños gestos como una cesta de bienvenida con aperitivos y bebidas también pueden marcar la diferencia y dejar una impresión positiva en tus huéspedes.

Diseño de interiores en Bilbao-Bizkaia

¿Buscas sacarle el máximo partido a tu inmueble? Ve un paso más allá y déjate asesorar por profesionales del interiorismo y las reformas. Contacta con nosotros e infórmate.